ENVÍO GRATIS a partir de 30€ de pedido en península  ENTREGA 24/48H 
 

hola @unavidacosmetics.com

🚚📦ENVÍOS GRATIS A PARTIR DE 39€ DE PEDIDO ENTREGA 24/48H
 

hola @unavidacosmetics.com

ENVÍO GRATIS a partir de 30€ de pedido en península  
ENTREGA 24/48H 
 
 
cosmética vegana

Cosmética vegana, desmontando mitos

Las cosas cada vez van más rápido. Vivimos pendientes de las últimas modas, los productos más innovadores y en permanente búsqueda de la próxima tendencia. Esta nueva manera de vivir hace, al menos en cosmética, que los nuevos términos adoptados, las tendencias y el marketing vayan demasiado deprisa. No llegamos a entender bien qué nos están queriendo decir con una cosa, cuando ya ha aparecido otra más nueva e interesante de la que todo el mundo habla.

¿Pero por qué te cuento todo esto? Pues es sencillo. Porque precisamente esto es lo que está pasando con la cosmética vegana. Empezamos a oírlo por todas partes. La mayoría de las marcas lo reivindican y ya mucha gente no quiere otra cosmética. Pero… ¿sabemos lo que significa realmente y hasta dónde llega?

¿Qué entiende el consumidor por cosmética vegana?

Tengo que confesar que antes de escribir este post hice una pequeña investigación o encuesta. Quería saber qué suele entenderse al hablar de cosmética vegana. Y los resultados fueron sorprendentes. ¿Quieres saber qué es lo más se repetía? Productos cosméticos buenos, éticos, responsables con el medioambiente, libres de crueldad animal o cruelty free, naturales, mejores para la salud y la piel, cosmética ecológica y cosméticos de origen vegetal que evitan los ingredientes de origen animal y los químicos.

Después de escuchar todo esto entiendo perfectamente que tanta gente demande este tipo de productos veganos. Pero, por desgracia, eso no es lo que significa la COSMÉTICA VEGANA.

¿Qué significa que un cosmético sea vegano?

La alegación de cosmético vegano solo significa que no lleva productos de origen animal en su fórmula. Nada más. ¿Y esto qué quiere decir y qué no? Que un producto sea vegano no significa que sea natural, ni que tenga gran cantidad de ingredientes de origen natural, ni vegetal. Solo indica que no es animal, pero sí puede ser sintético. No significa que sea sostenible, ni responsable con el medio ambiente. Tampoco que sea orgánico o ecológico.

Lo que pasa es que como en alimentación se asocia a lo vegano o vegetariano más con productos vegetales y muchas veces está muy asociado a una alimentación healthy e incluso ecológica u orgánica, por eso en la mente de los consumidores se asocia también a estos conceptos en cosmética. Pero la alimentación y la cosmética son cosas totalmente diferentes que no se pueden comparar, ni atribuir la legislación y definiciones de una a la otra.

Por supuesto, muchas veces esto tampoco conviene aclararlo por parte de muchas marcas, porque de nuevo, las ventas importan y mucho. Y si el consumidor piensa que está comprando algo que tiene más atributos o unas características distintas a las que realmente tiene, algunas marcas miran para otro lado y le dejan creer.

¿Y qué hay de los sellos de certificadoras externas para cosmética vegana?

Los sellos de certificadoras externas para productos veganos estudian la documentación de los ingredientes que les pasan las marcas que las contratan para usar su sello. Tras examinar todo lo que les ha pasado la marca, deciden si realmente cumplen o no con el requisito de no incluir en su composición ingredientes de origen animal.

El problema es que estas certificadoras suelen ser bastante caras, ya que anualmente hay que pagar una tasa para conservar el sello. Y esto se traslada directamente al precio de los productos, por supuesto. Sobre todo, para las marcas pequeñas, esto es muy costoso. Al fijar el precio de un producto tienes que imputarle lo siguiente:

  • Los gastos de su desarrollo. Estos pueden ser muy altos si se hace todo correctamente y completo. También aumentan si son productos únicos de la marca (desarrollo íntegro interno) y no productos de fabricantes a terceros adaptados a tus requisitos de marketing.
  • Los gastos de las materias primas, de los envases y todo lo que rodea al producto físico.
  • Los gastos legales, impuestos, etc.
  • Los gastos de publicidad y de logística en muchos casos.

Así que, si es una marca pequeña o subes el precio de tus productos, o bajas costes en los ingredientes de los productos para pagar estas certificadoras, o no las pagas y lo alegas tú sin certificadora de por medio. Pero, que no haya una certificadora en medio, no significa que no sea real. Lo importante es que sea una marca confiable, que siempre te haya contado la realidad de lo que hay y de lo que no detrás de sus productos.

Los productos cosméticos de Unavida

En Unavida a día de hoy no alegamos que nuestros productos son veganos. ¿Por qué? Nuestros sólidos Serenity y Supermoon, en principio no llevan ningún ingrediente derivado animal de ningún tipo, aunque no hemos solicitado todas las certificaciones que hubiéramos pedido si alegáramos ese claim y por eso no lo incluimos. Por otra parte, nuestras emulsiones Oh La La, Creamy Cream y Up&Down contienen un ingrediente derivado de la cera de abeja, por lo que no se considerarían veganas.

¡Comparte este post!

2 comentarios en “Cosmética vegana, desmontando mitos

  1. Gracias por la explicación. Me parece muy interesante lo que cuentas y despeja dudas.

    1. ¡Nos alegramos mucho de que te haya parecido interesante! En Unavida siempre intentaremos explicarte todo lo que significan los términos y las alegaciones en la industria cosmética realmente. La honestidad por encima de todo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Aquí estamos para ayudarte!